Detenido un vecino de Guareña por tener 700 plantas de marihuana en dos viviendas

• En la operación, que se desarrolló la semana pasada, se han incautado además unos 9.500 euros y una pistola municionada. El juez decretó el ingreso en prisión del detenido.

16.04.2018 > 13:34 hrs

La Guardia Civil, en el marco de la Operación ‘Gerta’, detuvo la semana pasada a un vecino de Guareña, como presunto autor de delitos contra la salud pública, tenencia ilícita de armas y defraudación eléctrica.

Dicha operación, que se inició a principios del pasado mes de septiembre, cuando la Guardia Civil de Villanueva de la Serena y Guareña, averiguaron la actividad delictiva de los miembros de una misma familia que se estarían dedicando al cultivo y tráfico de marihuana. Con la identidad de los sospechosos y dispositivos de servicios, apoyados por la Policía Local, se pudo localizar en dos domicilios, los puntos utilizados por estas personas para cultivar y traficar con dicha sustancia.

Los registros en las viviendas, que se llevaron a cabo el pasado miércoles, se localizaron dos invernaderos acondicionados con todo tipo de elementos, luces de alta presión, sistemas de ventilación y extractores, todo ello para permitir y crear las condiciones adecuadas de humedad, iluminación y ventilación. En estos se hallaron un total de 700 plantas de marihuana en proceso de crecimiento y floración. Además las instalaciones contaban con un sistema centralizado de puntos de luz, para dar corriente independiente a cada uno, que a su vez tenían derivado ilegalmente de la red pública, según ha informado la Guardia Civil en nota de prensa.

Además de la droga, se intervinieron bolsas al vacío, utilizadas para la dosificación y distribución de la droga, un vehículo, teléfonos móviles, 9.500 euros, presuntamente obtenidos de la venta de la droga, y una pistola municionada. Arma que se esta analizando por si pudiera estar implicada en otras acciones delictivas. Ante estos hechos, a la persona ahora detenida, se le implica en la comisión de los delitos contra la salud pública, tenencia ilícita de armas y defraudación de fluido eléctrico.

Las diligencias, junto con el detenido, fueron puestas a disposición del Juzgado de Instrucción de Don Benito, quien decretó el ingreso en prisión del detenido.