El Boletín Oficial del Estado (BOE) publicaba este lunes la adhesión de otros 64 municipios extremeños (30 de la provincia de Badajoz, entre ellos Guareña y 34 de la de Cáceres), al plan de regularización catastral iniciado por el Ministerio de Hacienda en el año 2013.

En esta nueva expansión del plan catastral se introduce la quinta tanda de poblaciones extremeñas que participan en este proceso que busca actualizar de forma más rápida que con una inspección normal la situación de los inmuebles que en los últimos años han sido objeto de reformas o ampliaciones no comunicadas al Catastro y, por lo tanto, estaban en situación irregular.

El objetivo es luchar contra el fraude fiscal y aflorar inmuebles urbanos y rústicos que no están inscritos o bien inscritos en el registro de la Dirección General del Catastro.

Con esta nueva tanda de localidades adscritas voluntariamente al plan catastral, son ya más de 200 los municipios extremeños los que participan o han participado de este procedimiento que ha generado quejas y críticas entre muchos vecinos.

Esta última resolución publicada ayer estará en vigor desde hoy y hasta el 30 de julio de 2017, por lo que el procedimiento, llamado amnistía catastral, se extenderá más allá del año 2016 como estaba previsto inicialmente. En el conjunto del país son más de 4.000 las localidades adheridas a este plan.

 |  Gracias por visualizar este contenido

ir a la portada de la web para ver más