ALIMENTACIÓN

– Diseñe con tiempo los menús y adquiera los productos con antelación, ya que en los días cercanos a las fiestas los precios de ciertos productos aumentan mucho.

– Escoja menús cuya materia prima no sea especialmente cara. Un plato no tiene que ser más rico porque sus ingredientes sean más costosos.

– Los productos congelados son más baratos y no tienen por qué ser de peor calidad si se ha mantenido adecuadamente la cadena de frío.

– Compare los precios de los productos que desea adquirir. En muchas tiendas hay ofertas puntuales o marcas blancas cuyo precio es bastante inferior al de las más conocidas.

JUGUETES

Seguramente, los juguetes son el regalo más habitual en las Navidades. Por ello, hay que tener muy presente una serie de consideraciones sobre seguridad y otros aspectos, ya que sus destinatarios son un sector de la población especialmente sensible: los niños.

El mejor juguete no es el más caro, se deben elegir juguetes sencillos y adecuados a la edad y madurez del niño al que vayan destinados. Los adultos son los responsables de la elección del juguete, elija juguetes divertidos y compruebe que sea seguro.

Al elegir un juguete:

– Rechace aquellos que transmitan valores no deseados, evitándolo contribuimos a que el niño no vea como normales actitudes sexistas, violentas, discriminatorias,…

– Aunque el criterio de los padres debe ser el que guíe la compra, tenga también en cuenta las aptitudes y preferencias del niño.

Cuando compre un juguete tenga en cuenta lo siguiente:

– Elija sólo juguetes que lleven el marcado CE, Esto indica que cumple los requisitos esenciales de seguridad. En el juguete debe figurar la identificación de la empresa responsable y su domicilio completo. En cualquier caso, pruebe antes el juguete en la tienda.

– Rechace los juguetes que no tengan el etiquetado en castellano, incluidas las instrucciones y advertencias.

– Compruebe si el juguete lleva todo lo que indica el etiquetado (particularmente si incluye pilas) y siga las instrucciones que figuren en las instrucciones, tanto para el montaje como para garantizar un uso seguro. Compruebe que el niño también las tiene en cuenta y vigile su empleo.

– Tenga cuidado con los embalajes que contienen los juguetes, ya que podría suponer un riesgo para los más pequeños.

– Tampoco se deben dejar al alcance de los más pequeños los juguetes de los mayores, ya que pueden destrozarlos y ser peligrosos para ellos. En todos los juguetes tiene que aparecer la edad mínima a partir de la cual puede un niño jugar con ese producto.

PRECIOS Y DEVOLUCIONES

– Los precios son libres y conviene que compre todo lo que pueda con antelación, ya que suelen aumentar conforme se acercan los días festivos.

– Todos los establecimientos comerciales están obligados a exhibir el precio de venta al público, IVA incluido, de los artículos que estén expuestos para su venta. Esto también se aplica a los productos de los escaparates.

– Conserve el tique o factura de compra, ya que es la prueba de compra.

Antes de hacer las compras navideñas, haga un presupuesto previo.

– Salvo que anuncie otra cosa, el establecimiento no está obligado a cambiarle el producto ni a devolverle su dinero. Sólo puede pedir su cambio si un producto no cumple las características con que se anuncia o es defectuoso. También puede pedir el cambio en el caso de que la venta esté condicionada a poder tener a prueba un producto.

– En ventas a distancia o fuera del establecimiento mercantil el período de devolución mínimo es de 7 días.

– Es frecuente, no obstante, que determinados establecimientos, aún cuando admitan la devolución de los productos, excluyan de devolución algunos, como la ropa interior y los vestidos de fiesta, muy demandados en estas fechas, y otros que pueden ser fácilmente copiados (libros, videojuegos, etc.).

– Si compra por Internet, hágalo en sitios o páginas seguras, y no facilite datos bancarios alegremente.

 |  Gracias por visualizar este contenido

ir a la portada de la web para ver más