La semana pasada quedaba terminada la obra del tramo de la carretera EX-105 que da acceso a las instalaciones de la Cooperativa del Campo ‘San Pedro’. Se trata de una obra, con la que se reordena el tráfico en dicha zona y que fue aprobada hace año y medio por el Consejo de Gobierno del ejecutivo regional.

Antes de los trabajos sobre ella, esta carretera se trataba de una recta con buena visibilidad que ha registrado un alto número de accidentes que venían motivado por los accesos existentes, tanto públicos como privados.

Entre las acciones que se han realizado, entre los puntos kilométricos 20,850 y 22,400, y con el fin de mejorar la seguridad en dicho tramo, se han reordenado los accesos, de tal forma, que a partir de ahora, inciden en un solo punto que mejoran la entrada a las fincas linderas con la carretera y se ha creado un vial de servicio que da entrada a todas las parcelas, y así salir de un modo más ordenado a la carretera o poder utilizar los carriles de servicio tanto de un margen como del otro de la vía.

Según la delegación de obras municipal, los trabajos han consistido en la preparación de una plataforma más ancha de la carretera para poder albergar varios carriles que conforman un cruce importante para nuestra localidad debido al numeroso tráfico que hace uso del mismo y que además son vehículos pesados y de tráfico lento. A este cruce se entronca, además de la entrada a la cooperativa, el camino de las carreras, con una longitud de la actuación de 1.550 metros.

Además, el trazado en planta de la obra coincide, en lo que se refiere a la EX-105, al eje de la actual carretera. El diseño de este cruce cuenta con seis carriles y una espina central, distribuyéndose en tres para cada dirección, con el objeto de albergar carriles de aceleración y desaceleración para salir e incorporarse a la vía tanto por la izquierda como por la derecha en cada sentido, así como la posibilidad de cruzar la vía de forma transversa. Al mismo tiempo, se han resuelto problemas que pudieran tener la carretera mejorando sus drenajes transversales y conduciéndolos a los desagües o arroyos que existen aguas abajo, según informa dicha delegación en nota de prensa.

También y para mayor seguridad y para advertir a los conductores que se aproximen al cruce se ha instalado iluminación led en todo recorrido del cruce, además de la correspondiente señalización, horizontal, vertical, balizamiento y defensas. La obra contaba con un plazo de ejecución de 6 meses empezando los trabajos el pasado mes de octubre de 2019 y finalizando en abril de 2020, los cuales se han respetado aun sufriendo la paralización de los trabajos por el período de tiempo establecido por el Gobierno por la situación de emergencia sanitaria. La obra ha contado con un presupuesto de 1.346.202,77 € y ha sido realizada por la empresa Gévora Construcciones S.A.

 |  Gracias por visualizar este contenido

ir a la portada de la web para ver más