El próximo 5 de agosto arrancará una campaña coordinada por la doctora guareñense Antonia López González sobre la cura de la enfermedad de Hansen, una enfermedad en la que se piensa poco porque se cree que ya no existe, porque quienes la padecen son invisibles ante el mundo, dice la propia doctora.

Dicha campaña, que tiene como lema ‘La hanseniase existe y nuestro apoyo puede curarla’, está promovida a través del Comité Ipiranga, y se difundirá también en nuestra localidad.

Según Toni López, esta enfermedad, que nació el 1 de enero del año 200 aC y se prevé que desaparezca el 1 de enero del año 2040, continúa siendo una enfermedad olvidada, a pesar de ser una de las más antiguas de la humanidad, y sus pacientes, a lo largo de estos siglos, han sufrido y aún hoy continúan sufriendo, no solo en sus síntomas clínicos, sino su marginalización.

Además, en el mundo pueden existir de a 3 a 5 veces más casos de ella de lo que dice la Organización Mundial de la Salud (OMS), y en países como Brasil, existen casos nuevos cada día, según publica la revista Lancet. Las estadísticas de esta enfermedad está desactualizadas, ya que existen zonas donde no se registran casos para evitar asumirlos como problema de salud pública, recuerda la doctora.

¿Que es la enfermedad de Hamsem?

Se trata de una enfermedad infecciosa, causada por una bacteria, y que es trasmitida de personas a persona a través de la convivencia con enfermos, de las formas contagiosas y no tratados, que tiene especial atracción por la piel y el sistema nervioso periférico y ocasionalmente por otros órganos y sistemas, siendo además su diagnóstico precoz, esencial para su cura.

Hoy la duda sobre la Hansenise no es el desconocimiento de su diagnóstico y de su tratamiento, según destaca la doctora López que además recalca, que si hay un firme compromiso a nivel internacional de querer eliminarla realmente, conociendo la historia de esta enfermedad, nos puede hacer reflexionar en positivo que todo lo que margina y excluye tiene que ser erradicado por injusto.

Esta campaña, que se iniciará desde el barco Hospital situado en la región amazónica del Rio Purus en Brasil, tendrá una duración de unos 20 años ya que se cree que es el tiempo necesario para convencer al mundo que el sueño de su eliminación es un sueño posible.

Poster de la campaña. CEDIDA
 |  Gracias por visualizar este contenido

ir a la portada de la web para ver más