Si hace unos días les contábamos que el parque Hernán Cortes, más conocido como el ‘parque chico’ se quedaba sin los setos que le rodeaban, ahora dicho parque se ha quedado sin los pinos, algunos de ellos con más de una treintena de años, que lo conformaban, por deseo de los vecinos de la zona, ya que afectaban a las tuberías, canalizaciones y pisos de los hogares cercanos al parque.

Los setos van a ser sustituidos próximamente por rosales, según se hacía mención en el día de ayer, durante el pleno ordinario del ayuntamiento. Con la tala de dichos pinos, el entorno gana en visibilidad, tanto del parque como del resto del espacio que lo rodea.

Las obras de ‘remodelación’ se están realizando con los fondos de la AEPSA, según menciona la responsable de obras de nuestra localidad, Antonia Quirós.

 |  Gracias por visualizar este contenido

ir a la portada de la web para ver más